PODEMOS PIDE UNA REVISIÓN DE LA GESTIÓN DE LIMPIEZA DE LAS PARCELAS MUNICIPALES VACÍAS

Los temporales aumentan las quejas del vecindario. “Nos dicen que la retirada de la basura arrastrada estos días y atrapada en la vegetación puede posponerse varias semanas”, advierte Jorge Hinojal

La formación morada solicita asimismo que la contrata cumpla su oferta y ponga anclajes en los contenedores más expuestos al viento

 

El grupo municipal de Podemos en el Ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz ha solicitado hoy una revisión de la gestión de limpieza de las parcelas municipales sin uso de Salburua y Zabalgana. Las reiteradas quejas en el buzón ciudadano ponen en cuestión la eficiencia del sistema contratado. Residentes de los nuevos barrios no perciben una cobertura correcta de los terrenos en el día a día, pero la sensación de dejadez se agrava en cuanto se producen temporales como los que está sufriendo ahora la ciudad. “Esta misma mañana hemos recibido varias llamadas por la presencia de bolsas de basura, cartones y todo tipo de restos arrastrados por el fuerte viento en varios solares de la periferia, sobre todo en Labastida. Se quedan depositados o atrapados por la vegetación, a la espera de una retirada que según estos residentes puede posponerse semanas”, ha explicado el portavoz de la formación morada, Jorge Hinojal.

La UTE formada por FCC y GSMS es la encargada de la limpieza de las parcelas municipales. Según el contrato, se realizan dos al año, en junio y noviembre, y puede haber más con facturación aparte en respuesta a demandas puntuales. Por su parte, la empresa Enviser realiza las siegas, una al año en este tipo de solares. “Los criterios establecidos en ambos casos responden a cuestiones técnicas marcadas en los pliegos de contratación, pero desde esos barrios son reiteradas las críticas por suciedad y abandono. Consideramos que no estaría de más analizar la posibilidad de valorar y revisar la gestión actual”, ha apuntillado Hinojal.

Asimismo, el edil ha vuelto a demandar la instalación de sistemas de anclaje en los contenedores de las zonas de Vitoria más expuestas al viento. Hoy, una vez más, la ciudad ha amanecido con las puertas de muchos contenedores abiertas y algunos fuera de su sitio. “Fue la UTE la que ofertó la posibilidad de incorporar amarres para episodios de climatología adversa en alrededor de 130 contenedores, a seleccionar por el Ayuntamiento en función de las necesidades. Sin embargo, desde que se firmó el contrato esa mejora no se ha producido mientras los contenedores vuelan, provocan daños en el patrimonio público y privado y ponen en riesgo a las personas”, ha advertido Hinojal.

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies